Es lo que hay

Hoy comencé con la tristeza reprimida, soy una persona positiva, intento que no me afecten, pero hay detalles del cuerpo que cuando se estropean afectan de una manera bastante significativa ¿y cómo te das cuenta de que lo tenias ahí reprimido?
Pues con un comentario, un simple detalle, es como dar un pequeño golpe a un cristal que parece intacto.

Cuando vuelven a florecer antiguos miedos, cuando llegan en un momento en el tiempo que no deben…

Adoro cantar, trasmitir con mi voz mis pensamientos, describir en una melodía un sentimiento es algo a lo que me encantaría invertir mi tiempo y mi vida.

Pero todo se estropea, es como querer pintar y tener la pintura y el pincel seco.
Es como querer cocinar sin fuego.

Es como querer sentir y ser una piedra.

Hoy siento, y quiero transmitirlo, y no puedo. Y es peor sentirse así, porque lo agrava…

Y pensar en ello me ahoga, y tan solo quiero nadar, pero me falta el flotador.

Y sé que tengo que trabajar en ello y evadirme.

Y en ello ando, y no es fácil.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *