Una confusion más, para dejar de soñar.

Tan ideal y tan confuso
Es la vida ésta en la que produzco
Mil ideas, mil confusiones
Que salen a borbotones

¿Qué he de hacer para salir?
¿Para salir adelante y conseguir?
Las ideas para sobrevivir
En ésta jungla que me toco vivir.

Tan irreal, tan real,
Tan incoherente, me siento incapaz
De volar, saltar o lograr
Rozar una nube desde el magma.

Tan repelente, como siempre
Las ideas, tangentes,
Ninguna que quede permanente,
Una norma siempre presente.

¿Y ahora que?
¿De que sirve lamentarse,
Sin saber cómo levantarme?
Si ahora me siento,
Y no siento,
¿Como entrar en éste infierno?
¿Cómo luego igualarlo al cielo?
Como una lágrima que desafía,
Las teorías sustraídas,
De un viejo libro de tonterías,
Donde yo antes escribía.

Un libro que,
Ya no existe.
Un libro que,
Nunca existió,
Un libro que,
Se rompió,
Cuando una ilusión
Se desvaneció.

Una verdad que hoy está adornada,
Con miles de flores que nacen de la nada,
Enmascaradas,
Y no sirven de nada,
Ni hoy ni mañana.

Un comentario sobre “Una confusion más, para dejar de soñar.

  1. Escapa de ti y créate de forma aislada, sigue escribiendo, sé feliz, aunque te cueste tiempo en una laguna luchando contra la locura… si te atreves a caer en ella quien sabe lo que puede ocurrir, qué versos saldrán. Prueba a leer a Kafka escuchando Matt Elliot: “The Mess We Made” un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *